Conferencia - proyección

“Picasso: guerra, amor y paz”
Lucien Clergue

Picasso y la estatua de las islas Hébridas” y “Picasso” © LUCIEN CLERGUE
Cortesía de Galería La Aurora


Gracias a sus primeras fotografías, Lucien Clergue se apoderó de la apariencia de Picasso y estableció un nexo con ella nada más llegar a la villa La Californie, situada en las alturas de Cannes.
“... y prosiguió su camino, sin llevar otro que aquél que su caballo quería, creyendo que en aquello consistía la fuerza de las aventuras”. Así avanzaba el Quijote de Cervantes. Así avanza Picasso. “La pintura me lleva a hacer lo que ella quiere”. La frase de Cervantes que marca el deambular de don Quijote fue el leitmotiv de la película de Lucien Clergue Picasso, guerra, amor y paz, que se estrenó en televisión con la voz de Yves Montand con ocasión del nonagésimo cumpleaños del artista.
“Ningún dios era omnipotente si no se le echaba una mano. Esa mano son las imágenes de Clergue; ¡ojalá que ese hombre, ahí arriba, pueda reconocer su cuaderno de dibujo de inmediato! Sería suficiente para reconciliar al Creador con el mundo”. El ojo de Picasso nos obligaba a vislumbrar a Renoir en la serie Nus de la mer. La riqueza de las telas de Velázquez envolvía el halo de los cuerpos con encajes de espuma. Se peleaba con Las Meninas y ya las hacía suyas por asociación de ideas plásticas para recrearlas.

(Fragmento de texto)Jean-Marie Magnan


Lucien Clergue (Arles, Francia, 1934) comienza a interesarse por la fotografía en 1949. En 1953 conoce a Picasso e inicia una larga amistad que llegaría hasta la muerte del pintor en 1973. Ha expuesto y publicado sus imágenes en los más importantes museos del mundo. Es una leyenda viva de la fotografía contemporánea.

Centro Cultural Las Claras. Murcia
Miércoles 10 de enero. 19 h.
Entrada libre hasta completar el aforo

anterior · programa · siguiente